Desde tiempos inmemoriales el ser humano ha buscado el bienestar tanto en el físico, como en el emocional, actualmente y cada vez más, esa búsqueda, se ha convertido en necesidad.

Desde sus orígenes, el ser humano ha tratado de explicarse la realidad y los acontecimientos trascendentales que en ella tienen lugar como la vida, la muerte o la enfermedad.

Medicina prehistórica
Medicina prehistórica

Las primeras civilizaciones y culturas humanas basaron su práctica médica en dos pilares aparentemente opuestos: un empirismo primitivo y de carácter pragmático (aplicado fundamentalmente al uso de hierbas o remedios obtenidos de la naturaleza) y una medicina mágico-religiosa, que recurrió a los dioses para intentar comprender lo inexplicable.

Medicina China
Medicina China

Con Alcmeón de Crotona, en el año 500 a. C., se dio inicio a una etapa basada en la tekhné (‘técnica’), definida por la convicción de que la enfermedad se originaba por una serie de fenómenos naturales susceptibles de ser modificados o revertidos. Ese fue el germen de la medicina moderna, aunque a lo largo de los siguientes dos milenios surgirán otras muchas corrientes (mecanicismo, vitalismo…) y se incorporarán modelos médicos procedentes de otras culturas con una larga tradición médica, como la china.

 

A finales del siglo XIX, los médicos franceses Bérard y Gubler resumían el papel de la medicina hasta ese momento: «Curar pocas veces, aliviar a menudo, consolar siempre». Opinión que todavía comparte un sector.

La medicina del siglo XX, impulsada por el desarrollo científico y técnico, se fue consolidando como una disciplina más resolutiva, aunque sin dejar de ser el fruto sinérgico de las prácticas médicas experimentadas hasta ese momento: la medicina científica, basada en la evidencia, se apoya en un paradigma fundamentalmente orgánico, pero admite y propone un modelo de salud-enfermedad determinado por factores biológicos, psicológicos y socioculturales.

Descubridor del ADN
Descubridor del ADN

El biólogo estadounidense James Watson rememorando en la Universidad inglesa de Cambridge cómo descubrió 60 años antes,  junto al británico Francis Crick y otros científicos la estructura del ADN, un hallazgo que cambió el rumbo de la ciencia y la medicina modernas

Anuncios